Absolvieron a la joven detenida mientras besaba a su esposa y fumaba en la estación Constitución

Sociedad
Lectura

Mariana Gómez, la joven que fue detenida mientras besaba a su esposa y fumaba un cigarrillo dentro de la estación Constitución, fue absuelta por la Cámara Nacional de Casación.

data-adtype="inread"/>

El fallo, dado a conocer este miércoles, anuló la decisión que había tomado la Justicia en 2019, cuando Mariana había sido condenada a un año de prisión en suspenso por lesiones y desacato a la autoridad.

El episodio que terminó con la joven detenida durante varias horas ocurrió el 2 de octubre de 2017, cerca de las 13.30.

“Estábamos en la estación Constitución. Justo abajo de la cúpula, que tiene partes al aire libre y no hay carteles de o fumar. Charlando, besándonos y también fumando. Las dos. Como otras 40 o 50 personas; pero ellas, hetero. Se acercó un empleado de Metrovías a pedirle a Mariana que apagara el cigarrillo. Ella le dijo que lo terminaba y se iba”, le contó a Clarín Rocío, pareja de Mariana, en el momento del juicio.

BANER MTV 1

Al declarar ante el tribunal, Mariana repitió lo que había dicho al ser detenida: "El policía Jonathan Rojo me dijo 'Pibe, ¡apagalo!'".

El policía le tomó los datos a Rocío. “Me pregunta el estado civil, le digo que estoy casada. Y anota ‘soltera’. Le digo: ‘Te estoy diciendo que soy casada’. Y me pregunta si tenía algo para acreditar esto", contó la esposa. Rocío tenía la libreta de la unión civil y la mostró.

"Mariana terminó esposada durante tres horas y media en Constitución. Yo no. Fueron contra ella, no contra mí. Ella fue foco porque es la lesbiana visible de la pareja, la que les pareció masculina por su pelo y forma de hablar y caminar", agrega.

La joven fue trasladada a Boedo y liberada cerca de las 21.

¡Enorme conquista! La Cámara de Casación Penal acaba de absolver a Marian Gómez, a quien le hicieron una causa por besar a su esposa Rocío Girat. Enorme triunfo del movimiento de mujeres y personas LGBTT, que peleando en las calles dejó en claro que besarse no es delito. pic.twitter.com/79D8eAooR0

— Manuela Castañeira (@ManuelaC22) April 7, 2021

El policía Rojo aseguró que detuvo a Mariana porque ella lo empujó. Karen Villarreal, la otra agente involucrada en la causa, declaró que durante un forcejeo con la detenida perdió un mechón de pelo.

Mariana fue procesada y juzgada en junio de 2019. La jueza Marta Yungano -titular del Tribunal Oral Criminal N°26- la declaró culpable por "lesiones leves" y "desacato", y la condenó a un año de prisión en suspenso.

El caso tuvo una fuerte repercusión. Organizaciones LGBTIQ+ denunciaron que se trataba de un caso de discriminación.

Lisandro Teszkiewicz, abogado defensor, criticó el fallo de Yungano. "Los argumentos que nos da la jueza se inscriben, sin lugar a dudas, en una interpretación discriminadora, sesgada y carente de toda perspectiva de género, tanto de los hechos como del derecho. Destila discriminación, destila lesbofobia", sostuvo al conocer los fundamentos del veredicto.

Con esos y otros argumentos, la defensa de la joven apeló la condena, que finalmente fue anulada este miércoles por la Cámara de Casación.

La decisión fue tomada por los jueces Horacio Dias, Eugenio Sarrabayrouse y Daniel Morín.

LM